jueves, 23 de diciembre de 2010

Pobladores de Coyolito llegaron fracturados y heridos ante Juez, pero fueron acusados por Desobediencia


Enfrentaron a la “justicia” que muerde los pies descalzos en total indefensión, sus verdugos, que son agentes del Estado, los mantuvieron en celdas policiales con fracturas y graves heridas en sus cuerpos y no les permitieron un médico, a pesar de los lamentos por sus dolores.

Aunque el régimen de Porfirio Lobo se jacta de haber creado la Secretaría de Justicia y Derechos Humanos, ésta de nada le sirve a la población que cae en las garras de los cuerpos represivos los que golpean hasta fracturar a las personas y después aunque se quejen en las celdas donde son llevadas, no les proporcionan los servicios de médicos que les curen sus heridas.
El reciente desalojo violento en Coyolito, en el Sur de Honduras, donde participó la policía, el ejército y la Fuerza Naval, es solo uno de los últimos ejemplos, donde hubo fracturados, heridos y golpeados, el pasado miércoles 15 de diciembre.
leer todo

Archivo del blog